EL HOBBIT: VERSIÓN LIBRE DE PETER JACKSON ★★★☆☆

hr_The_Hobbit-_The_Battle_of_the_Five_Armies_3

Advertencia: La presente reseña, es el resultado de un “gran” esfuerzo por no juzgar la cinta comparándola con la obra literaria original, este es un blog de Cine, no de crítica literaria.

Luego de la somnífera Un Viaje Inesperado y la menos somnífera La Desolación de Smaug, llega por fin a la pantalla grande la más entretenida de esta “rendida” trilogía: El Hobbit: La Batalla de los Cinco Ejércitos.

Peter Jackson nos lleva una vez más a la Tierra Media, donde los miedos de la gente de la Ciudad del Lago se materializan y Smaug el Dragón (Voz-Benedict Cumberbacht) llegará a destruirlo todo. Sin embargo, un flechazo de Bardo (Luke Evans) matará a Smaug, descubriendo que la amenaza más grande para la tropilla de los Enanos encabezada por Thorin (Richard Armitage) es la codicia que se apodera de toda la Tierra Media, luego de saber que el inmenso tesoro de la Montaña Solitaria ya no tiene a Smaug como su guardián. Simultáneamente, Gandalf (Ian McKellen) descubrirá que la oscuridad está volviendo a tomar la fuerza, esa misma que en tiempos pasados dominó al mundo.

THE HOBBIT: THE DESOLATION OF SMAUG

¡POR FIN!

El Hobbit: La batalla de los cinco ejércitos es el capítulo que cierra no sólo la adaptación cinematográfica del libro de J.R.R. Tolkien, sino también una era, en la que gracias a la visión y pasión de Peter Jackson, la fantasía épica se tomó las pantallas de cine. La gran visión del neozelandés, redefinió no sólo el estilo en que se recrean las batallas de ejércitos incontables, sino la manera en que se nos habla de enanos, orcos y elfos, y la forma en que la persona más insignificante, puede cambiar el destino de toda una nación-región.

En esta oportunidad, Jackson por fin entrega una película como la esperábamos desde un comienzo: llena de drama, valentía y espectaculares batallas. Eso si, hay que reconocer que El Hobbit: La batalla de los cinco ejércitos, es más una versión libre de los guionistas Fran Walsh, Philippa Boyens, Peter Jackson y Guillermo del Toro sobre el texto original de J.R.R. Tolkien, que algo que realmente ocurra en el texto original. De hecho, el libro El Hobbit,finaliza” antes que salga el título de la cinta.

De estas “libertades” se debe resaltar el gran desarrollo dramático que tiene Bilbo (Martin Freeman) a través de toda la trilogía, quien mantendrá un constante debate interior entre la amistad, la lealtad y la sensatez. En los aciertos, también se debe destacar que la fórmula que funcionó en El Señor de los Anillos en lo visual y musical aún tiene el mismo efecto positivo. En particular, hay una batalla que enfrenta la luz contra la oscuridad (cuando la vean me entenderán), que es maravillosa!!

HBT3-fs-346534.DNG

Eso si, la cinta no es perfecta, y considero que la calidad de esta tercera entrega no alcanza para salvar toda la trilogía, pues tiene algunos desaciertos que son casi pecados capitales comparados con la trilogía de El Señor de los Anillos. Entre estos desaciertos destaco el exceso de CGI (ver escena de Legolas “escalando”), algunos recursos narrativos que son muy traídos de los cabellos, y de hecho, alguien que no conozca el texto original, ¿me puede enumerar los cinco ejércitos? Seguro se confundirán, cosa que no pasaba en la Trilogía original, donde nada quedaba en el aire.

Sin embargo, lo que más me molestó de El Hobbit: La batalla de los cinco ejércitos, fue el aire tan fútil e hipócrita de moraleja que tiene la cinta. Como les dije, el gran conflicto de esta entrega es la codicia, que vemos cómo se riega por toda la Tierra Media, luego de saber que Smaug cayó. Pero que alguien como Peter Jackson y su equipo de co-guionistas nos hablen de lo malo de la codicia, es pura doble moral, porque si algo demostró la trilogía de El Hobbit en estos años, es la gran codicia que tienen los mismos al alargar un libro de 300 páginas en 3 cintas que suman en total 474 minutos. Esto, ni mas ni menos, es un puro ejemplo de cinismo. Además, que la toma de conciencia del personaje que sufre la mayor codicia en la cinta, es una de las transiciones de personaje más estúpidas que hemos visto en toda la saga. (Lo tenía que decir, lo siento).

THE HOBBIT: THE DESOLATION OF SMAUG

En conclusión, El Hobbit: La Batalla de los Cinco Ejércitos, es sin duda la mejor y más entretenida de esta alargadísima trilogía. Sin embargo, algunos moralismos baratos y exageraciones en el uso de CGI le restan calidad a la producción de Peter Jackson, a quién de una vez, aprovechamos para agradecerle habernos traído al cine, una de las obras definitivas del Siglo XX.

Ahora, si me preguntan cómo me parece en comparación con el libro, esta película me parece un atentado contra la maravillosa obra que es El Hobbit.

No olviden seguir #CINEsfuerzo en twitter, para todas las noticias del cine: @CINEsfuerzoBlog

Trailer:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s